viernes, 20 de enero de 2012

Paseo por trialeras en Criptana

Para machacarme subiendo por explosivas pendientes y bajadas peligrosas tampoco hace falta irse muy lejos, conociendo los alrededores puedo hacer una ruta en la que sufra todo lo que no está escrito.

Salí después de mucho tiempo con Jesús para hacer una ruta que con distintas variantes suele hacer él y casi vuelvo a desfallecer.

Ya no sabía que escusa poner, que si la alimentación, que si la bici, que si la falta de entrenamiento. Mañana haré una ruta de otros 40 km y dependiendo de como me vea saldré el domingo acompañado o solo para empezar a coger ritmo sin frenar a nadie.

Estrené una mochila nueva más grande pensando en llevar más agua para etapas más largas aunque la llevaba sin agua, solo por ver que tal iba y lo que cabía. La únicas tres fotos que hice fueron a Jesús bajando por una de las trialeras más sencillas de las que hicimos gracias a que llevaba una tarjeta SD de reserva en la mochila, y fue la única parada que hice, ya que Jesús si que tuvo que hacer varias más, una en cada repecho que subíamos para esperarme.

Al final lavado de bici y engrase para guardar la bici y esperar a mañana por si se da aunque solo sea un poco mejor.

3 comentarios:

DAVID dijo...

!animate! dentro de poco estaras como un toro y quitate ese pensamiento de la cabeza de que vas frenando a la gente, me cabrea mucho que dijan eso.

angel dijo...

si queres un buen consejo,cambia de llantas.pon unas mas ligeras y a ser posible radidas a mano y con unos buenos bujes de tres trinquetes.vas a notar la diferencia desde el primer momento.y si no,haz la prueba.cambia la bici con alguien que lleve llantas de gama alta y tu le dejas la tuya,qver quie espera a quien.ya me contaras.
un saludo

Francisco Belinchón Zaballos dijo...

Parte de razón llevas, tengo delante una cubierta Nobic Nick de 2.25 demasiado gordas, detrás las acabo de cambiar por unas pyton de 2.0 aquí ya he mejorado algo. Pero las llantas son las sencillas Mavic Cross Ride, pero el problema que he descubierto en la salida de esta tarde es que voy con la rueda trasera frenada, resulta que hace un mes cambié las pastillas traseras de freno, pulse el mando de freno sin rueda y sin pastillas y se juntaron los pistones, con un alicate que casi no cabía lo intenté separar y lo dejé "regular" suficiente como para no sonar mucho pero lo justo para ir frenado. Hoy voy a desmontar todo, separar los pistones y volver a montar y mañana probaré.

Por otro lado la bicicleta ayuda pero quien mueve la bici tiene que tener piernas. Que el compi de ayer tiene 5 años menos, empezó a hacer deporte cuando gateaba y no ha parado desde entonces, mientras que otros llevamos poco más de un año después de casi 40 de inactividad y fumando como un carretero.

Primero me probaré lo de los pistones de las pastillas de freno, y luego me plantearé si no está frenada otras alternativas.

Gracias por el consejo.